Como lograr equipos funcionales

Nos gusta pensar en la funcionalidad como el sistema nervioso de los equipos. Un sistema nervioso saludable permite que nuestro cerebro transforme pensamientos en acciones coordinadas y efectivas entre las distintas partes de nuestro cuerpo. Decimos entonces que “funcionamos bien”. En cambio cuando nuestro sistema nervioso no está saludable, pensar y coordinar acciones resulta imposible.
Del mismo modo, cuando un equipo es funcional (tiene su “sistema nervioso sano” sus pensamientos colectivos y sus acciones se desarrollan de manera coordinada, efectiva y eficiente. Reina en el equipo una sensación de satisfacción, logro y compañerismo. Sin embargo cuando un equipo es disfuncional (cuando su “sistema nervioso” no está sano) es muy difícil traducir sus ideas en acciones coordinadas y efectivas. Se experimenta miedo, envidias, rencores, desmotivación, desgaste excesivo y frustración. El autor y consultor norteamericano Patrick Lencioni, especialista en funcionalidad de equipos y en equipos de alto desempeño, es el que – en mi opinión – mejor y más clara y sencillamente describe la funcionalidad en los equipos.
Lo hace a través de una “pirámide de funcionalidad”, en la cual vamos a estar interiorizándonos en las próximas entradas.

#funcionalidad#equipos#desempeño#coaching#empresas#eficiencia#motivación#PatrickLencioni#gestiondelcambio